Lágrimas de amor

Publicado en Revista Cultural Contrasentido (Febrero, 2015.)

No supe qué decir, y lo lamento. Sé que odiabas verme callada mientras me consumía por dentro, tú siempre lo supiste. No te deje acercar, ni siquiera me permití abrazarte. Apenas me tenías entre tus brazos yo luchaba, porque sentía tu calor y yo no quería sentirlo. La forma en que respirabas, cómo se elevaba tu pecho, no podía soportarlo. Nunca pude. Por eso me fui y por eso me voy. Porque cuando me tomabas entre tus brazos yo me sentía muerta a tu lado. Sentía que era un frío cuerpo a la deriva de ningún lugar frente a tus ojos marrón, siempre brillantes, claros, nítidos. Cubría mi rostro porque no quería que vieras mis lágrimas, pero siempre mojé tu hombro con ellas, y lo siento. Siento tanto haberte dejado entrar. Entrar cuando ya no había nada, cuando estaba vacía, cuando no hubo forma posible de darte amor porque ni yo misma me lo tenía. Me quedé en el suelo de mi cuarto, tantas veces, temblando sin poder darme una caricia de consuelo. No pude. Me avergoncé tantas veces de sentir lo que sentía, y entonces comprendí que toda esa tristeza y todo ese dolor no eran nada. Yo era nada. Si alguna vez lo fui ya no lo soy, ni lo seré. Me rompí tan lentamente que no hay forma posible de encontrar las piezas que perdí. Por eso preferí callar. Pero ya no puedo. Porque mis labios arden ante el silencio. Porque temo al olvido. Porque sé que tú estás vivo, con tu boca rosada y tus dientes astillados, tu cabello alborotado y tus manos siempre calientes. Lo lamento, pero es todo. De todas las cosas que alguna vez quise decirte, de todo lo que me arrepiento, es no haber pronunciado lo único que desee sentir más que nada en el mundo. Poder decir “te amo”.

Luego de leer la carta, Adrián se tumbó contra el suelo. Le temblaban las piernas, las rodillas, el cuello. Intentó ponerse en pie y salir corriendo, pero no podía. No había lugar en que el tiempo hubiese de ser lo que él buscaba. Y él la buscaba a ella. Ahí, junto a la cama, su hermano lo detuvo, apretándolo con fuerza. Lo siento, le dijo una y otra vez, lo lamento, hermano. Pero Adrián no podía escucharlo. Su mente estaba en otro momento, con ella acariciando el rostro de él, en ese único instante en que sus delicados dedos hubieron de dibujar en él una sonrisa a la par que a ella, que inclinando la cabeza se acercó hasta susurrarle al oído.

“De todo lo que he deseado, eres lo más real que he tenido”.

Recordó y lloró, con un grito ahogado en su interior, mientras los dos hermanos volvían al suelo, abrazados. Ella era lo que él había deseado con mayor fuerza, y ya jamás la sentiría de nuevo.

Anuncios

14 comentarios sobre “Lágrimas de amor

    1. Hola Daniel.

      He leido tu texto.

      Extremadamente triste por el dolor que transmite.

      La verdad no se que decirte, corazon.

      A mi me duele el dolor ajeno, me duele el dolor del mundo, ver como el mundo se va muriendo por dentro en silencio y tambien a viva voz.

      Es una agonia lenta y gradual, el mundo se esta muriendo, esta por colapsar, delante de nuestros ojos pero las masas no se han dado cuenta todavia.

      Creo que es solo cuestion de tiempo.

      La gente no esta tan acostumbrada a la muerte.

      Esta programada cuturalmente a experimentarla en la adultez o mas cercana a su vejez.

      Cuando llega inesperadamente, en la juventud, la desespera. No sabe simplemente que hacer.

      Yo padeci la muerte en cada etapa medular de mi propia existencia, desde la cuna podria decir.

      La vivi over and over, again and again con los seres que ame y me amaron.

      Hoy ya no le tengo mas miedo.

      Uno le tiene miedo a lo desconocido, a sufrir le tiene miedo.

      Hoy me desperte sin resistirme ni a la muerte ni al sufrimiento.

      Lo que la mente, resiste, persiste.

      Hoy lo termine entendiendo no teoricamente, sino desde la propia experiencia preterita y presente.

      Tu texto expresa dolor, intenso, profundo.

      Lamento que lo hayas tenido que experimentar en carne propia y que tu texto no sea ficcion total.

      Escribes tu verdad personal, lagrimas de tu corazon dolido hechas tinta y vertidas en el texto.

      Como te dije al principio, a mi me duele el dolor ajeno.

      A veces el dolor es tan profundo que lo siento como propio.

      Igual eso no me ocurre siempre.

      No.

      Lamento que expreses dolor en tus escritos y que tus palabras esten llenas de ese dolor.

      Si encontrara una palabra de aliento te la diria, pero simplemente no la tengo, hoy creeme que no tengo.

      Mira, hay muchos tipos de dolor.

      El propio, el ajeno, el provocado con alevosia y crueldad, el que generamos en el otro sin darnos cuenta.

      ¿Cual es tu dolor, Daniel?

      Si amaste, eso quiere decir que produciste felicidad y dicha, no dolor.

      Si te amaron, eso quiere decir que te hicieron feliz.

      La felicidad es la cara visible del amor.

      El sufrimiento es la cara visible del desamor.

      ¿Que te duele corazon?

      ¿No poder amarla? ¿No haberla podido amar? ¿No haber podido ser amada por ella?

      ¿No poder ser amado ahora por ella?

      ¿Que no se puedan amar en un futuro?

      ¿Le hiciste daño sin querer?

      ¿Te hizo daño ella sin darse cuenta?

      ¿Se dañaron conscientemente mutuamente o por separado?

      Mira, si entre ustedes hay un amor verdadero, volveran a estar juntos, creo yo.

      Los lazos del amor son indestructibles cuando el amor es verdadero y puro, cuando nace de desear la felicidad del otro por encima de la propia.

      Yo dañé sin darme cuenta, me dañé a mi misma y lo peor dañé a terceros sin saber que estaba dañando, sin ser consciente.

      Tengo un dolor intenso y porfundo dentro mio por el dolor que generé sin darme cuenta.

      Mi alma esta triste, agobiada, atormentada una vez mas en mi vida.

      A veces no queda otra que aceptar esa tristeza, no resistirse a experimentarla.

      Yo a esta altura de mi vida, creia que no iba a aprender mas desde el dolor.

      ¡Que ironía!

      Había aprendido desde la conciencia iluminada por el amor, había aprendido desde la felicidad, desde una vibracion muy alta que me permitia hacer magia de una manera simple y natural.

      No es necesario grandes y misteriosos libros de conocimiento ancestral para hacer magia blanca.

      No.

      Solo se debe vibrar extremadamente alto, muy alto y tener certeza absoluta para hacer magia blanca.

      Se debe comandar el arte de amar desde el espiritu.

      Solo eso.

      Se puede hacer magia de multiples maneras. No hay una sola manera.

      No.

      Yo solo sabia hacerlo desde el amor puro e incondicional nacido de mi propio espiritu.

      Bueno, Daniel, espero que transmutes ese dolor como puedas, a tu manera.

      Tomate tu tiempo.

      Who knows the future complete and absolutely?
      Nobody knows it.

      No dejes de creer en el amor verdadero. Es ese amor que mora dentro tuyo el que te hara transmutar ese dolor tan intenso.

      Cree en ti, en el poder de ese amor que es atesorado por tu propio corazón.

      Liberalo, entregalo sin especular y sentiras dicha y paz interior.

      La unica barrera a nuestra evolucion es nuestro propio ego.

      No permitas que tu ego comande tu vida, deja a tu espiritu ser el unico soberano en ella.

      Dejamos de ser esclavos de nuestro ego cuando aprendemos a amar desde nuestro espiritu.

      Cuenta conmigo Daniel, si necesitas hablar o simplemente ser escuchado en tu dolor o en tu dicha.

      Te envio un abrazo muy fuerte y verdadermente sincero desde Argentina

      Pat

      Le gusta a 1 persona

      1. Pat, hijole, hay una o dos precisiones que debo hacer – sobre este texto y sobre cualquier otro -: ninguno transmite situaciones que me hayan pasado realmente, tan sólo el dolor subyacente o la emoción en turno que decida plasmar en el texto. Por ejemplo, “La música del goce” es un texto en el que me permito re-sentir el afecto, la fascinación por alguien y esas cosas que en este definitivamente no están. En mi caso, diría yo, conviven siempre ambas cosas: creer que nada es posible y creer que sí lo es; que duela creerlo, y que esperance también. Por y de eso escribo: de mi búsqueda por encontrar esas cosas que ya están dentro de mí pero que a veces no puedo ver de otra forma, salvo haciendo lo que hago.
        Sobre el resto, te puedo decir que todos tenemos algo de almas perturbadas, dolidas y con experiencias que nos rebasan. Creo que el que tú encuentres cierto alivio en la felicidad es bueno, te funciona, y eso es lo importante. Agradezco tus palabras porque las siento sinceras, y eso es algo que muchas veces no se obtiene ni de la gente cercana.
        Te envío un abrazo desde México, Pat.
        Y lamento no decir más, pero ¿qué te digo? Digo más cuando “escribo” (cuentos, poesía) que cuando “hablo”.

        Le gusta a 1 persona

    1. Muchas gracias. La verdad es que, hay algunos textos en que decido exponer mi propia sangre y mis heridas (claro, como ficción y no como tal mis situaciones), y creo que el resultado es ese: que los demás logran sentirlas.
      Muchas gracias por tus palabras.
      Un saludo 😀

      Le gusta a 1 persona

  1. No Daniel, a mi personalmente me gusta mas escuchar tu voz cuando hablas que cuando escribes.

    Escribes en forma excelente. Eres un gran escritor. No te halago para alentarte por tu dolor. No.

    Escribir como lo hace un escritor es algo distinto para mi.

    Bueno sobre gustos no hay nada escrito.

    Mira cualquiera escribe hoy en dia, cualquiera publica lo que sea. De hecho yo tambien tengo blog y escribo en el y escribo hoy en el tuyo.

    Pero no soy escritora ni ahi. El arte de hilbanar palabras con destreza verbal es un talento que pocos poseen. Aquel que ve el aura de las cosas, el alma de las cosas y puede plasmar eso invisible en un texto, es un buen escritor para mi, un fotografo del alma del hombre, de su mundo interno y del mundo que lo rodea.

    El escritor que muestra lo que es invisible para el ojo fisico mediante la palabra es un buen escritor para mi.

    Yo tengo otros talentos pero el arte de escribir, ese ese hoy por hoy no lo tengo.

    Debo dar clase. Luego volvere a tu blog porque me han quedado pendientes los textos que ayer me has hecho referencia, Daniel.

    Un placer platicar contigo, un saludo fraterno te envio

    Pat

    Le gusta a 1 persona

    1. Me gusto el texto independientemente de la lectura que hice previamente,. Me refiero desde la optica formal, es un texto muy bien escrito, Daniel.

      Escribes en forma excelente.

      Eres un buen escritor desde mi optica personal.

      Pat

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s